¿Registraste tu marca?

¿Sabes si existe otra parecida que ya esté registrada y le pueda generar confusión a tus Clientes?. Asesorate con un Agente de la Propiedad Industrial.